El plan del Madrid con Vinícius, Valverde, Rodrygo y Odegaard

A falta de seis semanas para que acabe el curso el Real Madrid sigue inmerso en el tramo decisivo de la temporada.

Lo hace peleando y manteniendo intactas sus opciones de poder ganar la Liga y la Champions, tal y como anticipó Zidane en aquella rueda de prensa del 5 de febrero en la que pidió a los periodistas respeto para su plantilla y para sí mismo tras caer eliminados en la Copa ante el modesto Alcoyano:

«Me reivindico con estos jugadores. El año pasado ganamos la Liga, la hemos ganado nosotros, el Real Madrid. Por eso tenemos el derecho de pelear esta Liga, nos lo hemos ganado».

Cuatro jóvenes que no se venden aunque les tienten

Ante la necesidad de recaudar dinero en traspasos, la dirección deportiva madridista ya ha establecido qué jugadores podrían ser traspasados en caso de que llegase una buena oferta por ellos y cuáles no.

Así, Vinicius, Valverde, Rodrygo y Odegaard son considerados intransferibles y no están en venta. Lo mismo ocurre con otros como Courtois, Casemiro, Kroos y Benzema.

Pero por su juventud a los cuatro primeros se les considera estratégicos en el futuro del club, por lo que salvo que alguno de ellos se pronunciara en sentido contrario no se atenderán ofertas.

Y en el caso de Vinicius son varias las que han llegado en los últimos doce meses procedentes de clubes principales de toda Europa.

Vinicius no es moneda de cambio con Mbappé

Precisamente de Vinicius es del que más se ha especulado en los últimos tiempos al hilo del interés que ha demostrado el PSG por él, especialmente a través de su compatriota Leonardo.

Con 20 años y contrato hasta 2025, el brasileño no entrará en ninguna operación porque la confianza en él es absoluta, como ya lo era antes de su explosión de las últimas semanas.

Así que el Madrid no contempla la posibilidad de usarle como moneda de cambio para abaratar un hipotético traspaso de Mbappé con el conjunto parisino.

Valverde y Rodrygo también son fijos

Lo mismo sucede con Fede Valverde, que a sus 22 años y con contrato hasta 2025 es uno de los futbolistas con mayor cotización de la plantilla blanca por su juventud y sus prometedoras condiciones.

Rodrygo Goes, con 20 años y contrato también hasta 2025, goza igualmente de la confianza de los rectores blancos, que no dudan de su talento pese a que no esté disfrutando esta temporada de tantos minutos como sus dos compañeros.

Odegaard y su relación con Zidane

El de Martin Odegaard es un caso con connotaciones especiales. Su relación con Zinedine Zidane no es demasiado fluida después de que le convenciera el pasado verano para que regresara, renunciando a seguir cedido en la Real Sociedad, y luego apenas contara en los planes del técnico francés.

Con 22 años y contrato hasta 2023, el noruego se quemó y pidió salir cedido en enero para marcharse al Arsenal, pero regresará el 30 de junio.

Si como parece Zidane continúa la próxima temporada no está claro qué pasará con él, pero en el Real Madrid cuentan con el jugador y no quieren desprenderse de él.

Es precisamente esa gestión de los jóvenes el apartado que ha generado más tensiones y discrepancias entre Zidane y el club en esta segunda etapa del técnico.

Sin embargo, en Valdebebas tienen muy clara su política de apostar por el talento joven y por eso han decidido que Vinicius, Valverde, Rodrygo y Odegaard no se venden.

Deja una respuesta